En la exposición de trabajos de arquitectura, diseño e interiores en CASACOR este año hubieron muchas nuevas propuestas, y es que el arquitecto y diseñador debe ser siempre innovador.

De todos los espacios que vi hubieron 2 que llamaron más mi atención: El primero, un jardín planteado como oasis en un espacio pequeño de la casa que a veces desperdiciamos usándolo como depósito o un simple lugar de juegos para los niños. Y, el segundo, un patio de encuentro, un lugar cálido producido por el uso de la madera en unas formas poligonales entretenidas (porque no es una propuesta que haya visto antes); además de que este espacio usa un material que me interesa estudiar más a profundidad y que a mi parecer todos los profesionales inmersos en el diseño y construcción deberíamos emplearlo más porque somos privilegiados al tener un país rico en esta materia prima, al cual se le ha dejado de lado con el pasar de los años solo por buscar otros materiales más baratos.

JARDÍN DE INVIERNO

Por Laura Torres y Margaux Eyssette

Este espacio es un umbral entre el interior del hogar y el mundo exterior. Es un límite donde hay que detenerse, un escondite para disfrutar de un descanso íntimo, de ensoñación.

En este jardín, la naturaleza se reduce a lo esencial: la luz natural cenital, tan singular en Lima, y la vegetación, entendida como una envolvente tropical.

El piso de espejo multiplica el espacio para crear una atmósfera onírica como caminar sobre el cielo y la selva. Los diseños a medida de L&M, de raíces artesanales peruanas y espíritu contemporáneo, visten el ambiente.

PATIO DE ENCUENTRO

Por Juan Sebastián Rico

Alrededor del madero cónico que surge del jardín circular contenido por un aparejo entramado orbitan cinco envolventes convexas de dos pirámides pentagonales unidas por la base, la superior abierta a la gravedad y ambas disecadas en anillos de maderas de claridad ascendente.

Estas cápsulas emitirán luz y sonido al ser ocupadas por los espectadores del jardín, creando una conexión visual y sonora con el origen de la madera. Debemos cuidar los bosques como procura el FSC, centrando todos nuestros esfuerzos en torno a preservar el primer jardín para poder seguir contemplando su acontecer.

BIBLIOGRAFÍA: Revista Casacor Perú 2017 – ENFOQUE EN LO ESENCIAL

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here